You are here
Home > Blog

“Psycho” 55 Años de su estreno

Quise escribir este post al encontrarme con la fecha 16 de Junio de 1960. En la noche de ese día se estrenó una película ícono del cine para siempre: “Psicosis”.

Hitchcock llevaba 38 años de éxitos en el cine, tanto en Inglaterra como en Estados Unidos había logrado capturar la atención del gran público. Con el remoquete de “maestro del suspenso” siempre tenía algo que narrar en tono de misterio, con su particular manera, con su estilo, con sus tramas intrincadas y el manejo de la sensación del suspense. En 1960 cumpliría 61 años y estaba cansado de la forma de sus películas, parecía estar repitiéndose, haciendo películas para los estudios. El director que siempre modificaba sus formas narrativas y encontraba historias comunes pero narradas de una forma espectacular, se estaba repitiendo. El descenso de su carrera era inminente.

“Psicosis” no era como la mayoría de sus películas. En “Psicosis” se encuentra un elevado nivel de violencia y de sexualidad explicita. Hoy en día, 55 años después de su estreno, no pareciera que esto último perturbara al público. Pero en 1960 existía una estricta censura para todo tipo de escenas, tanto de besos, abrazos, como de sangre o muerte. El público no veía nunca nada que sobrepasara los limites de esa censura y moralidad. Hay que tener en cuenta que es el inicio de una década especial, el mundo pasaba del periodo de postguerra a uno nuevo, del cual no se sabía nada.

El cine es uno de los artes que evoluciona a gigantes pasos. “Psicosis” supuso una evolución enorme en el Lenguaje Cinematográfico. David Thomson, autor del libro “El momento de Psicosis”, describe como Alfred Hitchcock enseñó a Estados Unidos a amar el asesinato. Por ahí mismo logró que los 45 segundos que dura aquella famosa y agresiva escena de la ducha, se queden en la memoria colectiva del mundo occidental.

 article-0-11C8691D000005DC-91_468x583

François Truffaut es otro de los autores que escribieron sobre Hitchcock. El gigante director francés escribió “El cine según Hitchcock”. El capítulo dedicado a “Psicosis”, Hitchcock se detiene en dos aspectos técnicos fundamentales en la película:

“La primera parte de la película es un truco (Mcguffin) para apartar la atención del espectador y reforzar la sorpresa del asesinato. Cuanto mayor es el suspense y más detalles se muestran en torno a la fuga de Marion mayor impacto tiene el giro posterior de la trama. Hitchcock refuerza el truco dando a la actriz principal, a la estrella rutilante, el papel insospechado de víctima que desaparece a mitad de la cinta.”

Y es que Durante los primeros 45 minutos del metraje de la película, el público ha seguido a Marion Crane, protagonizada por Janet Leigh, y ha construido un vínculo con su personaje, supuestamente el personaje principal de la película. Ella es hermosa, es ambiciosa, tiene un deseo y tiene el carácter para robar. Por alguna razón, empezamos a seguir a esa hermosa ladrona que desea escapar con su amante y ser feliz.

 Hitchcock-Truffaut-980x260

Entonces viene la segunda parte de la película. Sigo con extracto del libro de Truffaut:

“Hitchcock aprovecha de forma perversa la identificación del espectador con la cámara subjetiva, con el narrador de la historia. Es habitual en el cine que el espectador se identifique con el héroe puesto que el suyo es el punto de vista sobre todos los sucesos. Sin embargo, en Psicosis, primero nos identificamos con una ladrona, a continuación con el asesino y, por último, tras simpatizar con el psicópata interpretado por Anthony Perkins, nos volvemos en su contra y ansiamos que lo detengan.”

 3243

Hay que descubrir y detener al monstruo capaz de arrebatarnos a la protagonista de la película, a la hermosa ladrona que ya nos había capturado el corazón con sus deseos humanos. Aquella brutal y eléctrica escena de 45 segundos, mientras Marion se prepara para ir a dormir con una ducha en el decrépito Motel Bates, es asesinada a cuchilladas por quien parece ser una anciana. Esto fue un shock emocional en los espectadores de ese 16 de junio de 1960. Nunca antes habían visto algo parecido. Nunca habían estado frente a un acto tan brutal y sanguinario. Desorientación es lo que le pasaba al público: ¿Ahora de qué trata de está película, si la mujer que todo lo inició ha sido brutalmente asesinada?

 article-0-11C8691D000005DC-91_468x583

“Psicosis” es una de las pocas películas de bajo costo que realizó el maestro del suspenso. Lo hizo porque los estudios estaban presionando por otro de sus éxitos característicos, con los que el británico ya no parecía encajar. Muchos de los productores pensaban que el tiempo de Hitch había pasado. Aquella decisión de adaptar un libro Pulp (Psicosis de Robert Bock; basada vagamente en el caso del necrofílico asesino serial Ed Gein), filmar en Blanco y Negro y que la protagonista muera a poco más de media hora de metraje, no entusiasmaba a nadie. Hitchcock ante la negativa de los estudios, decidió asumir la producción y rodó con un poco más de un millón de dólares y arriesgándolo todo.

Detrás de las cámaras de la película:

En este momento cabe nombrar algunos de sus más grandes éxitos y los años de producción, para tomar con pinzas la bisagra que se convirtió “Psicosis” para su autor y para el cine contemporáneo, pues haría una película “low cost”

“El Agente Secreto” (1936), “Los 39 escalones” (1935), “Rebeca” (1940), “Sabotaje” (1942), “Náufragos” (1944), “Notorius” (1946), “La Soga” (1948), “Extraños en un Tren” (1951), “Yo Confieso” (1953), “El Crimen Perfecto” (1954), “La ventana indiscreta” (1954), “El Hombre que sabía demasiado” (1956), “Vértigo” (1958), “Con la muerte en los talones” (1959), etc.

Todas las anteriores películas, éxitos absolutos en la critica y en las taquillas, filmadas con las más grandes estrellas del momento, con presupuestos exorbitantes, en película de color la mayoría de ellas. Entonces un Alfred en busca de nuevos retos, decidió ir en contra de la industria y filmar su “Psicosis”. Una película pequeña en presupuesto, autofinanciada, casi en contra de Paramount Estudios, quienes deseaban una película “normal” de Hitch, una de misterio, en color, con una rubia famosa y en apuros, con un galán… La Paramount no compartió el entusiasmo del director: odiaron el título, odiaron la historia y se negaron rotundamente a financiar lo que supusieron sería un desastre financiero. Sin embargo Alfred pensaba distinto:

“La voluntad de hacer algo grande y, después, si tienes éxito, algo todavía más grande, te hace parecer un chiquillo que hinche un globo y de pronto le estalla en la cara. Yo no actúo nunca así. En un momento de mi vida me dije “voy a hacer una película menor y simpática como “Psicosis”.”

 Psycho_alfred_norman_marion

Entonces Hitchcock decidió producir la película él mismo y, para abaratar costos, filmarla con el mismo equipo que usaba para realizar sus programas de televisión (Psicosis terminó costando algo menos de 800 mil dólares). Sin presupuesto para contratar a alguien como Cary Grant para el protagónico (el rol femenino fue más sencillo, porque tenía menos días de rodaje, y Janet Leigh aceptó enseguida), Hitchcock eligió a un joven llamado Anthony Perkins, quien captó magistralmente la timidez y la psicosis edípica y asesina de Norman Bates, al punto que el papel lo perseguiría durante el resto de su vida.

“Psicosis no será una superproducción, será en todo caso, un film muy extraño. Lo quiero rodar en Hollywood, construiré la casa y el motel en los grandes y viejos estudios de la Universal… Y quiero rodar muy rápido: no quiero hacer un film caro, porque, para ser objetivo, no sé en absoluto si tendrá éxito. Está muy, muy fuera de lo corriente” (Entrevista con Alfred Hitchcock, diciembre de 1959).

 

“The Shower” – “La Ducha”:

La escena cumbre de la película es, sin duda, el asesinato de Janet Leigh (Marion) en la ducha. Hitchcock la recuerda así:

“El rodaje duró siete días y tuvimos que realizar setenta posiciones de cámara para obtener cuarenta y cinco segundos de película. Para esa escena me habían fabricado un maravilloso torso artificial con sangre que debía brotar bajo la presión del cuchillo, pero no me serví de él. Prefería utilizar a una muchacha, una modelo desnuda, que servía de doble a Janet Leigh. De esta, no se ven más que las manos, los hombros y la cabeza. Todo el resto está hecho con la modelo. Naturalmente, el cuchillo no toca jamás el cuerpo, todo está hecho en el montaje. No se ve jamás ninguna parte tabú del cuerpo de la mujer, pues filmamos al ralentí ciertos planos para evitar recoger en la imagen los senos. Los planos rodados al ralentí no fueron acelerados después, pues su inserción en el montaje da la impresión de velocidad normal. (François Truffaut: El cine según Hitchcock, p. 263)”

“Ésa es la escena más violenta de la película. A medida que el film avanza hay cada vez menos violencia, porque el recuerdo de ese asesinato inicial se cuela en todas las escenas de suspenso que vienen después.” Respondía el director a una entrevista.

 psycho.Shower_Blog

Usó setenta posiciones de cámara para cuarenta y cinco segundos de película. Esto tiene que ver con su teoría de que para causar la impresión de violencia no hay que filmar la violencia en estado bruto sino cualquier cosa que produzca la sensación de violencia. La escena se filmó con dos cámaras: una BNC Mitchell, la otra una cámara de mano Éclair.

Maestro del suspenso, pero también del montaje cinematográfico. Digno sucesor de los pioneros soviéticos de la única técnica propia y nacida del cine: el montaje. Kuleshov, Pudovkin, Eisestein y Vertov abrían aplaudido esos 45 segundos donde se infringe la mayor cantidad de violencia explicita sin mostrar nada más que fragmentos de acciones, con los que crean la sensación en el espectador de que está viendo algo que realmente no está allí, sino en sus mentes: yuxtaposición.

Sobre este tema, Hitchcock decía: “Creo que lo esencial en una película es el montaje… únicamente el montaje tiene ese poder de sugestión para el espectador. Me interesa mucho ese método de contar historias”

Para el director de “Psicosis”, el montaje se empieza a construir mucho antes. Se tiene en cuenta durante la elaboración del guión, de manera que en la sala de montaje no hayan sorpresas, sobre todo, desagradables. La idea es que en la sala de montaje se pulan las ideas escritas y filmadas, comprobar que todo se rodó como fue estrictamente planeado.

“En Psicosis, el argumento me importa poco, los personajes me importan poco –le dijo a Truffaut–. Lo que me importa es que la unión de los trozos del film, la fotografía, la banda sonora y todo lo que es puramente técnico podían hacer gritar al público. Creo que es para nosotros una gran satisfacción utilizar el arte cinematográfico para crear una emoción de masas”.

 psycho3

 

La cámara en el cine de Hitchcock es pieza fundamental. La forma particular de combinar montaje con movimientos secuenciales es parte del estilo Hitchcokiano. En la Enciclopedia Británica, el director comenta lo siguiente sobre el uso de la cámara: “toda utilización de la cámara, con o sin angulación, en reposo o en movimiento, debe estar dirigida hacia un único objetivo, a saber, conseguir el impacto dramático de las imágenes que serán montadas para desvelar el progreso de una acción o de la historia. Los movimientos de cámara se dividen en dos:

1. Movimiento en relación al movimiento de los personajes.

2. Movimiento dramático de la cámara.

 psycho_illustration___alfred_hitchcock_by_czed91-d6jv886

 

“Psicosis es considerada el primer filme de terror moderno y ha recibido el crédito de haber comenzado con el subgénero de los asesinos con cuchillo, pero para el autor de “Alfred Hitchcock de bolsillo”, Paul Duncan, su mayor legado es haber adoptado el punto de vista del que tiene el cuchillo, algo que luego se volvió muy común.

La mayoría de los planos de Hitchcock son en “tercera persona”, la cámara es un observador neutral de los eventos que ocurren en la película, dice Duncan, mientras que la cámara en “primera persona” vincula a su audiencia con los principales personajes de una forma imposible de evitar.” (Stephen Robb – BBC)

 psycho5

El Blanco y Negro en “Psicosis” resulta idóneo para evocar el ambiente siniestro y sombrío de relato gótico. La ausencia de color es más efectiva para provocar la imaginación del espectador. Ver la sangre de Marion deslizándose por el desagüe de la bañera, resulta más terrorífica que si la viéramos en su crudeza roja.  Un buen ejemplo de ello es la versión de 1998; rodada en color; hecha por el director Gus Van Sant:

Psycho Hitchcock VS Gus Van Sant:

El Blanco y Negro resalta aquél momento de la cena entre Norman Bates y Marion, justo antes de ella marcharse a su cuarto y tomar la ducha. Una intensa penumbra combinada con sombras de todos estos animales disecados, que parecen darnos códigos sutiles sobre el dueño del Hotel Bates.

Ese juego con la coloración, la puesta en escena y la ambientación, resulta de un juego de “mostrarnos”, “enseñarnos” el terreno: norman Bates enseña a Marion el cuarto y la ducha, particularmente en ese espacio irradia una extraña luz blanca que será protagonista minutos después cuando se da el ataque.

 

En el siguiente clip, se aprecia ese ambiente sombrío logrado por el arte y la fotografía:

El estreno de “Psicosis” en 1960:

Cuando “Psicosis” se estrenó en los cines americanos, Hitchcock controló la promoción de la película. Las estrellas (Anthony Perkins y Janet Leigh) no hicieron las entrevistas habituales con los medios y los críticos no fueron invitados a pases previos.
 hitch2

 hitch2

Exigió una estricta política de puntualidad. Ordenó a todos los cines, nadie, absolutamente nadie, podría entrar en la sala una vez comenzada la película. Un clip que muestra la campaña ideada por el director británico:

 

El suspenso:

“El arte de crear suspense es, a la vez, el de meterse al público en el bolsillo haciéndole participar en el film. En este terreno del espectáculo, hacer un film no es un juego entre dos (el director + su película) sino entre tres (el director + su película + el público), y el suspense, como los guijarros de Pulgarcito o el paseo de Caperucita Roja, se convierte en un medio poético ya que su fin primero es conmovernos más, hacer latir nuestro corazón más aprisa. Reprochar a Hitchcock, el hacer suspense equivaldría a acusarle de ser el cineasta menos aburrido del mundo.”

 psycho5

“El primer trabajo es crear la emoción y el segundo trabajo es preservarla.”
Alfred Hitchcock

 

Para finalizar, un fragmento excelente sobre la producción de “Psicosis”, extraído del documental “Midnight Madness The History of Horror, Sci-Fi & Fantasy Film”, dirigido por Jeff Herberger. Con testimonios de la mayoría del equipo o sus hijos. Aunque está en inglés, podés utilizar los subtítulos en youtube y lo entenderás muy bien.

Gracias por leer y compartir!

Me encantó hacer este post!
Trataré de continuar con algunos otros sobre películas o directores.

 

Alexander Giraldo
@AlexGiraldo180


 

Referencias:

Extractos de los libros:
“El momento de Psicosis” de David Thomson
“El cine según Hitchcock” de François Truffaut
“Imágenes entre líneas” de Elisa María Martínez

Fotografías y vídeos extraídos de Internet.

 

Bonus:

 

La Banda Sonora de “Psicosis” compuesta por Bernard Herrmann

 

Ficha técnica de la película:

Título: Psicosis
Título original: Psycho
Dirección: Alfred Hitchcock
País: Estados Unidos
Año: 1960
Duración: 109 min.
Género: Thriller, Terror
Reparto: Anthony Perkins, Janet Leigh, Vera Miles, John Gavin, Martin Balsam, John McIntire,Simon Oakland, Vaughn Taylor, Frank Albertson, Lurene Tuttle, Patricia Hitchcock, John Anderson, Mort Mills
Guión: Joseph Stefano
Presupuesto: 806.947,00 $
Dirección: Alfred Hitchcock
Dirección de Arte: Joseph Hurley, Robert Clatworthy
Efectos especiales: Clarence Champagne
Fotografía: John L. Russell
Guión: Joseph Stefano
Maquillaje: Florence Bush, Jack Barron, Robert Dawn
Montaje: George Tomasini
Música: Bernard Herrmann
Novela original: Robert Bloch
Sonido: Waldon O. Watson, William Russell
Vestuario: Helen Colvig Rita Riggs

 

 

Por si te interesa, he armado otros post sobre temas cinematográficos:

 

Guión Cinematográfico: Describiendo: la técnica de escritura de Jean Claude Carriere

Néstor Almendros: La dirección de fotografía en “Days of Heaven”

El cine y la realidad: Revisando teorías sobre el realismo de André Bazin y Rudolph Arnheim

Claude Chabrol y El Cine: Su libro “Cómo se hace una película” y la aplicación en sus filmes.

Wim Wenders y las Imágenes: Revisión el trabajo del director alemán como fotógrafo

Nunca es tarde para una Opera Prima: directores que hicieron su primera película siendo mayores.

Psycho: 55 años de su estreno: Mucha información sobre la película de Alfred Hitchcock

Ilustraciones de Cine: Federico Babina ilustra casas basado en películas y cinematografías

Top