You are here
Home > Blog

Yo vi a Racing Campeón!

Soy de Racing.
Así, simple.
Soy hincha del Racing Club de Avellaneda.
Soy colombiano. Pero mi equipo es Racing.

Hace exactamente un mes (cuando escribo este post) estaba en la tribuna popular puerta 20, justo diagonal a la portería norte del Cilindro. Fui testigo presencial de la consagración de Racing después de 13 años.

No es fácil tener tanta paciencia, tener tanta pasión. Aguantar ante todo y ante todos. Alentar y esperar… a veces no se trata de sólo ganar. Se trata de querer. De amar. De sentir. Y eso despierta Racing en sus hinchas. Eso es lo que despierta en mi.

Estoy enamorado de Racing desde 1993, cuando encontré unas revistas argentinas, en casa de un tío ex futbolista profesional, donde se relataban crónicas del fútbol de aquel país. Alguna de ellas se remontaba a 1985 y el regreso de Racing a la primera división. Fue suficiente con leer y ver aquella pasión que ese equipo celeste y blanco podía despertar en su inmensa hinchada. Fue suficiente con conocer toda esa rica historia de este cuadro, al que se le llamó La Academia por su increíble juego. Esa historia única que lo acomoda como el PRIMER GRANDE en Argentina.

Fue amor a primera vista.

Empecé a seguirlo, desde la lejanía. Mis mejores aliados eran las revistas, la radio, la televisión. Seguir a un club como Racing no es fácil. Pero cada una de sus caídas y levantadas, generaba en mí más pasión. Recuerdo con tristeza el gerenciamiento. Recuerdo que, desde la distancia, acompañé a la multitud que llenó el Cilindro y luego salió a las calles a reclamar la historia del club.

La primera vez que lo vi en una cancha a Racing fue en Cali, Colombia. Juego de Copa Libertadores. Pude gritar un gol de mi equipo en una cancha de visitante, pero en la que yo hacía de local. Fue glorioso. Logre un autógrafo de Diego Milito en una camisa de Racing que perdí de forma absurda años después. Debo contar que aquella vez en el Pascual Guerrero de Cali, pude ver el juego en la cancha, pues hice de reportero grafico para un viejo sitio de fanáticos de Racing en Argentina, Racing Capo.

Pasaron los años. Seguía a Racing como la primera vez.

Soy cineasta y en mi primera oportunidad le hice un homenaje. En una escena le puse la camiseta al protagonista. Lo mejor del homenaje es que es una escena en 3D donde los personajes están jugando “Play Station” y Zico, el protagonista, ha configurado su jugador con la camiseta de La Academia. Es emocionante ver ese guiño a mi equipo en una pantalla gigante en el Cine. (La película se llama “180 Segundos”)

Captura de pantalla 2015-01-14 a la(s) 22.17.08

Estoy terminando mi segunda película y también tengo un guiño a mi equipo!!

La segunda vez que pude ver a La Academia en la cancha fue la primera vez que fui al Cilindro. Mi primera vez en Buenos Aires, en Avellaneda.

La historia es la siguiente:

Viajaba a finalizar el Audio de mi segunda película. Sabía de ese viaje desde septiembre de 2014. Estaba emocionado por lo que significaba el viaje para el proyecto, pero sobre todo porque podría conocer la Argentina, pero mucho más porque podría ir a la cancha y alentar a Racing.

Gracias a un amigo logré encontrar una entrada para el último juego con Godoy Cruz. Hasta ahí todo normal. Pero estamos hablando de septiembre, donde Racing todavía estaba lejos en la tabla. A medida que se avanzaba el torneo transición, y que a River se le veía “la lengua afuera”, todo empezó a cambiar.

La noche que volaba a Buenos Aires, Racing le ganaba a River 1-0 en Avellaneda y se montaba en la tabla. Grite el gol en la sala de espera del aeropuerto de Cali. La alegría era inmensa. No lo imaginan. Viajé feliz.

Al llegar a argentina busqué a mi amigo y me di cuenta que la promesa por la entrada, tal vez no sería tan fácil ahora que Racing estaba arriba. Pasaron los días, inicié mi trabajo allá, y no me despegaba de las noticias. Racing ganó aquél partido con Central y ya todo estaba dicho.

Mi amigo no parecía estar muy seguro de conseguir aquella entrada prometida hace meses, y yo vi que tendría que alentar desde otro sitio. Lo entendía y lo aceptaba.

Pero entonces ocurrió algo: el viernes 12 de diciembre, un amigo que viajó a Buenos Aires a ver la final de la suramericana entre River y Atlético Nacional, fue al Cilindro para conocerlo. Allí se encontró, de pura casualidad, a aquél amigo de la entrada prometida. Se hizo la triangulación entre amistades en Colombia y Argentina, y me mandó el ticket. El sábado en un bar en Florida, tuve la entrada y sabía que aquello tenía ser por algo especial.

ticket

Fui a Avellaneda acompañado por mi novia, pero ella se quedó esperándome, visitando y paseando. Me dio la oportunidad de disfrutar de aquella cosa extraña que me estaba pasando. Recorrimos las calles de Avellaneda, ambos veíamos la alegría en las caras de los hinchas. Comimos algo y seguíamos disfrutando de la mañana y el medio día cerca al Cilindro. Nos despedimos y me fui a convertirme en uno más…

Creo que fui la persona #45 en entrar al Cilindro. Me senté y esperé…

Conocí a Racinguistas que como yo, iban por primera vez a la cancha. Gente que venía desde Córdoba o La Plata. Allí, confundidos en anécdotas sobre cómo todos llegamos a la cancha ese día, me sentía feliz. Feliz como nunca en una cancha…

Hice algunos vídeos, que comparto aquí para todos.

 

Racing salta a la cancha!!

Esperé y viví la más grande alegría. Pude gritar de nuevo un gol de Racing. Uno sólo. No importa. Era el único y más importante. Pude ver la jugado completa, pues ocurrió justo frente a la tribuna en la que estaba apostado con los demás Racinguistas. Pude ver, en cámara lenta, como la pelota sobre paso a la defensa de Godoy Cruz y como Centu salta cabeceando y haciendo que toda mi vida se resumiera en esa única emoción.

El Cilindro faltando un minuto para finalizar el juego!!

Lo siguiente fue esperar, alentar, aguantar…

Racing era campeón. Lo vi. Vi a Diego Milito de nuevo, esta vez como campeón! Al Chino, al Demonio, a Centu a Bou, a Cocca y a todos los muchachos!!

Me confundí entre la multitud. Fue enorme la emoción de ver a RACING CAMPEÓN!!

Racing campeón!!!

La noche continúo. Me encontré con mi novia en un bar al que habíamos quedado y abrazarla fue volver a la realidad y saber que no era un sueño, RACING ERA CAMPEÓN!!

Juntos fuimos al Obelisco y celebramos. Gritamos. Emocionante ver a familias completas disfrutando con alegría el triunfo de este grandioso equipo! Fui feliz de nuevo!!

Celebraciones iniciales en el Obelisco:

 

Gracias Racing!
Gracias destino!

Gracias Pipe.
Gracias Mejo.
Gracias Quintana!

 

Vamos RACING!!

Soy de Racing!!!!

 

Un saludo a Fabian Lencina de La Plata y a los Racing Stones

 

Me despido lleno de alegría compartiendo esta historia!

Aquí una galería de fotos de aquél inolvidable día:

Racing2014

Fotografías durante la consagración de Racing Club en el campeonato argentino de fútbol. Diciembre 14 de 2014.

 

Alexander Giraldo
@AlexGiraldo180

 

 

Top